Jorge Rausch, el rey midas de la gastronomía

Rausch ya era, desde mucho antes, un reconocido cocinero en su gremio, con un extraordinario recorrido, que incluye su paso por la prestigiosa academia culinaria Tante Marie del Reino Unido y su trabajo en algunos restaurantes internacionales como Belmond Le Manoir aux Quat’Saisons, de Inglaterra, con 2 estrellas Michelin, reconocido galardón en el mundo gastronómico.
Ahí, tuvo la oportunidad de trabajar de cerca con el chef francés Raymond Blanc, dueño de dicho establecimiento.
Hoy en día, junto con Mark Rausch, su hermano, tienen cinco restaurantes propios y han escrito 4 libros.
También ha cocinado para figuras públicas como Bill Clinton, Barack Obama, Gabriel García Márquez, James Rodríguez, Carlos Vives y Ferran Adrià.
“Todos los días recibo clientes muy exigentes. El negocio de la gastronomía es uno que está lleno de retos y de comensales severos”, asegura. Sin embargo, su mayor sueño es cocinarles a sus hijas en el día de su matrimonio.
Con semejante bagaje, resulta sorprendente que la gastronomía no fuera su primera opción. Comenzó estudiando economía en Israel y solo a los 28 años se dio cuenta de que la cocina era su verdadera pasión. Esa y el fútbol: “soy hincha furibundo del Independiente Santa Fe”, confiesa.
Jorge está convencido de que un chef no nace sino que se hace, con trabajo duro y esfuerzo. La receta mágica para ser uno bueno, según él, es “5% de imaginación y 95% de transpiración”.
Su mejor consejo para todos aquellos que quieran dedicar su vida a la gastronomía, es “que cocinen con pasión, que estudien y que se preparen pero, sobre todo, que antes de abrir su propio restaurante trabajen, como mínimo, tres años en uno que sea muy bueno”.
Rausch afirma que ahora el panorama para los cocineros en Colombia es mucho mejor que cuando empezó: “Nuestra profesión se ha dignificado, el campo de acción es cada vez mayor y hemos ganado mucha credibilidad. Hace 20 años, en ciertas esferas, era impensable que se estudiara cocina. Hoy se entiende y se valora más, ¡es un orgullo!”.
Pese a que su especialidad no es la cocina local, piensa que la gastronomía colombiana es maravillosa y que, se necesitan talentos que “sepan vendérsela al mundo”.
De hecho recomienda algunos restaurantes para visitar en Medellín: “Carmen, El Cielo y La Provincia, son excelentes”.

Cómo llegar a Marea
Top blogs de recetas
RESERVAS